Si has estado al pendiente de las noticias sobre México en el último mes, entonces sabrás que los viajes a Acapulco y casi todo tipo de actividad en el estado han estado suspendidas.

En las pasadas semanas, Acapulco ha estado en los noticieros nacionales e internacionales no por las razones que usualmente uno escucha sobre la bella bahía mexicana. No han sido sus bellas playas, su vida nocturna, su exquisita gastronomía o sus espectaculares puestas de sol, es más, ni si quiera fue la violencia que ha azotado al área en los últimos años lo que los puso en los titulares hace aproximadamente un mes.  Fueron una tormenta tropical y un huracán los que causaron el revuelo en Acapulco y el estado.

Ya pueden hacerse viajes a Acapulco otra vez
Así luce la bahía a mediados de Octubre

Nosotros habíamos planeado visitar Acapulco poco antes que Ingrid y Manuel causaran sus estragos. Como la mayoría de ustedes, veíamos las devastadoras imágenes en diarios, internet y televisión de los desastres que habían causado las tormentas.

Mientras se acercaba la fecha de nuestro viaje rumbo a tierras guerrerenses, cruzó por nuestra mente en más de una ocasión el posponer el viaje debido a lo ocurrido. Nos parecía casi imposible que en tan poco tiempo la ciudad se pudiera recuperar de tan tremendo desastre.

Avenida principal de Acapulco
Una de las principales avenidas en la ciudad

Esperamos hasta una semana antes de la fecha del viaje para preguntar a una amiga que vive en Acapulco y que ella misma nos dijo que no habría problemas para que nosotros fuéramos, así que decidimos finalmente ir.

A nuestra llegada a Acapulco en autobús provenientes del Distrito Federal, pudimos constatar algo de lo que habíamos visto en los noticieros, pero conforme nos fuimos adentrando hacia la zona turística, vimos que las cosas no estaban tan mal en aquella área.

Playa en Acapulco
Poco a poco regresa el turismo

Llegamos a la terminal de autobuses y de ahí nos dirigimos a registrarnos a nuestro hotel, dejamos nuestro equipaje y salimos a buscar algo de comer. A primera instancia todo parecía normal, eran alrededor de las 10 de la noche y salvo los taxistas y los encargados de establecimientos de bares y restaurantes, las calles se veían algo desérticas, no prestamos mucha atención porque creímos que era debido a la hora y que era día de semana. Cenamos unos ricos tacos al pastor, que por cierto en Miércoles están al 2×1, y luego nos fuimos a descansar.

Tacos al pastor en Guerrero
Miércoles de tacos al pastor

A la mañana siguiente que salimos del hotel nos dimos cuenta que el panorama era el mismo de la noche anterior, lo único que se veía en las calles otra vez eran taxistas, encargados de establecimientos y personas que ofrecen servicios turísticos como recorridos por la ciudad y paseos en yate. Era muy notorio el hecho de que no había casi turistas en las calles, ni nacionales ni extranjeros. En momentos se volvía algo repetitivo el estar lidiando con los que le ofrecen servicios a uno en cada esquina, pero es totalmente comprensible luego de lo que había sucedido y de que no hay casi clientes.

Atardecer en el Puerto de Acapulco
Las tormentas han pasado, ya se pueden disfrutar estos paisajes nuevamente

Era evidente que las noticias de la devastación habían ahuyentado al turismo y que los viajes a Acapulco eran casi nulos del exterior. Ni siquiera los visitantes que usualmente llegan del DF hacían acto de presencia.

Fue hasta el Viernes que las cosas empezaron a cambiar algo. Poco a poco empezaron a llenar las playas algunos turistas, que en lo que pudimos apreciar, eran en su mayoría nacionales. Los que aparentan ser extranjeros tal vez los contamos con los dedos de las manos solamente, tal vez no mucho, pero al menos ya era algo.

Estás invitado para que viajes a Acapulco cuando lo desees

Invitadísimo a que viajes a Acapulco
Acapulco vive y te está esperando con los brazos abiertos

Hoy es nuestro penúltimo día en la bahía y lo que hemos visto en casi una semana que llevamos aquí, es que los acapulqueños están haciendo todo lo que está a su alcance para volver a estar en las condiciones de antes de las tormentas. Las carreteras de acceso a la ciudad están casi todas abiertas, el aeropuerto esta funcionando normalmente y los hoteles están casi repuestos de los daños y a la espera de que el turista regrese cuanto antes.

Como bien dice el dicho, “después de la tormenta viene la calma”, y eso es precisamente lo que ocurre por aquí. Nosotros estamos viendo de primera mano que la ciudad está lista para disfrutarse y te invitamos a que viajes a Acapulco si así lo deseas, sin ninguna preocupación.

[scrollGallery id=18]

Para más información a los que planeen posibles viajes a Acapulco, recomendamos los siguientes sitios de interés:

http://guerrero.gob.mx/temas/turismo/
http://www.trivago.com.mx/
http://espanol.weather.com

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.